Escuela Virgen de Guadalupe

Campamento urbano Escuela Virgen de Guadalupe

Como cada año, nos hemos embarcado en un sin fin de aventuras, la primera semana nos hemos trasladado a la Edad Media convirtiéndonos en caballeros/as, bufones, artesanos/as, etc… aprendiendo sus costumbres y viviéndolas con diferentes actividades.

06 septiembre 2016


Como cada año, nos hemos embarcado en un sin fin de aventuras, la primera semana nos hemos trasladado a la Edad Media convirtiéndonos en caballeros/as, bufones, artesanos/as, etc… aprendiendo sus costumbres y viviéndolas con diferentes actividades.

La segunda semana, pasamos a ser superhéroes, donde medimos nuestras fuerzas sobrenaturales y aprendimos que todos podemos ser héroes sin necesidad de tener capa o superpoderes.

La tercera semana, nos transformamos en científicos locos/as y descubrimos el lado más divertido de la ciencia, vivenciando diferentes proyectos y experimentos científicos.

Cerramos nuestro campamento recreando nuestro propio circo; payasos, malabaristas, domadores, etc..., tomaron vida a través de nuestros chicos/as que aprendieron diferentes valores como la confianza, constancia y  el trabajo en equipo a través de los diferentes personajes.

Y como broche final, tuvimos una gran gala con actuaciones, juegos y un rico aperitivo donde invitamos a todos los chicos/as que participaron a lo largo de todo el mes.

Ha sido un año cargado de novedades, hemos tenido clases magistrales de Música, Ciencia y Danza, para llevar a cabo estas clases hemos contado con la colaboración de Laura Pérez (Música) Juan Pedro Zapata (Ciencia) y Chelo Suárez (Danza).

Además hemos tenido la suerte de contar con el apoyo inesperado de  Álvaro Zapata, un novicio  que el destino hizo que viniera a parar a  Badajoz para ayudarnos durante trece días con nuestros chicos/as.

Por no hablar de la ayuda incondicional de  nuestros Antiguos Alumnos y chicos/as de Bachillerato que han estado el mes entero como voluntarios aprendiendo a trabajar con niños/as de diferentes edades. 

No puede faltar el agradecimiento a las familias que llevan desde hace ya tres años depositando su confianza en nosotros y ayudándonos para que cada verano sea posible este proyecto que con tanta ilusión y trabajo preparamos desde el comienzo de nuestra andadura.